miércoles, 18 de octubre de 2017

Algo sobre la creación de los pueblos de indios en la Nueva España y su consecuencia

  El mapa nos dice la ubicación de Pueblos de Indios que había hacia 1800 en la Nueva España. Aclaro que esto se refiere a las congregaciones que hizo la Corona española a fin de facilitar la gobernanza y, más bien dicho, para ubicar estos grupos en las zonas que se les requería como mano de obra. No se refiere a los pueblos y ciudades que las civilizaciones prehispánicas habían creado, esos habían sido ya sometidos y la visión de congregaciones eran otras, se daban a través de Ordenanza. El caso que mejor conozco es el de Salamanca, Gto., la villa fue fundada en 1603, era para españoles, casi medio siglo después, se fundó un Pueblo de Indios, en 1655, el de Santa María Nativitas; hubo un segundo pero se desconoce la fecha de fundación, el de San Pedro. Un tercero, del que tampoco conocemos fecha es el de Santa Cruz de Valtierrilla.

  Encuentro un texto que nos ayuda a entender mejor este concepto:

  “La creación de pueblos o reducciones había dio ya propuesta en 1516 por Bartolomé de las Casas: “pueblos de indios de trescientos habitantes, supervisados por un cacique, un administrador laico español, un misionero secular o regular”. Años después, los franciscanos adoptaron y adaptaron esta idea en la Nueva España. Estos pueblos tenían un aplaza y mercados públicos, una iglesia, una escuela, una alcaldía, una prisión y una posada para los viajeros. Es innegable la influencia de las ideas de Tomás Moro en la concepción de estas comunidades.

  Los pueblos de evangelización provocaron la creación de dos instituciones en su interior: la caja de comunidad y las cofradías. La primera era una caja de ahorro colectiva para evitar el despilfarro o la corrupción de las autoridades indígenas, reales e incluso, religiosas. Las cofradías fueron, en principio, “concebidas para organizar las procesiones a fin de solemnizar determinada fiesta del calendario cristiano (después) se convirtieron en verdaderas instituciones indígenas produciendo sus propia reglas internas, aptas para enraizarse profundamente en los barrios o pueblos”.

 Los cabildos indígenas tenían también las dos figuras principales de los cabildos españoles: el alcalde y el regidor. Según la disposición real de 1618, los pueblos de 80 indios tendrían un alcalde y un regidor; dos de cada uno si había 80 casas, y dos alcaldes y 4 regidores en los demás pueblos. De hecho, las grandes ciudades indias rebasaron el número autorizado: Toluca tenía tres alcaldes, y más de seis regidores, Texcoco tres alcaldes y diez regidores.

    El procedimiento de elección de alcaldes y regidores indios tenía que efectuarse como los cabildos españoles. Esta regla fue sin embargo, modificada. Las relaciones de fuerzas entre las autoridades indias, coloniales y reyes, generaron varias formas de elección, aunque dos modos predominaron: la elección restringida donde un derecho pasivo y activo era otorgado a algunas personas (los caciques, ancianos y algunas personas del pueblo); y la elección extensa par todos los habitantes del pueblo. Las elecciones se efectuaban en presencia (¿vigilancia?) del cura del pueblo y ellas tenían que ser ratificadas por la autoridad real correspondiente.

  En 1555 la ciudad de México tenía 4 cabildos indígenas, los cuales corresponden a los cuatro barrios territoriales de la estructura político-religiosa azteca. En este caso, el virrey y la audiencia ratificaban las elecciones. Los ayuntamientos fueron la base del sistema de gobierno español, solo los pueblos españoles podían tenerlos. Desde 1531 también pudieron tener los pueblos indios. Así se originó la célula político militar, base del sistema político administrativo del gobierno virreinal, el ayuntamiento y el municipio. Base también fundamental ahora del sistema de gobierno federalista republicano mexicano y de las autoridades tradicionales de los pueblos indios con antecedentes del “Sistema de Cargos”.

  El federalismo fue, pues, un principio político que no tomó en cuenta las diferencias culturales: la división política federal fue superpuesta a la colonial. El México colonial de fin de siglo XVIII estaba ya dividido en provincias-intendencias. Los representantes de estas provincias participaron en los debates de la constitución de Cádiz (1812). Esta reconoció la autonomía política de cada provincia.

  El jefe político era el único funcionario efectivo de la jurisdicción en que la diputación provincial tenía autoridad, y sería directamente responsable ante las cortes de España. El jefe político de la ciudad de México que de hecho reemplazó al virrey, carecía de jurisdicción sobre los jefes políticos de Guadalajara, Mérida, San Luis Potosí, Monterrey o Durango. Cada provincia gozaba de una independencia completa respecto a las demás. Como ya es conocido esto permitió que al momento de la independencia de España y la adopción del principio federalista, las provincias se transformaron en estados conforme al modelo que se imitó de la República de los Estados Unidos de América.

  Para los legisladores de la constitución de 1824, el federalismo permitía el reconocimiento del pluralismo jurídico estatal. Reconociendo la autonomía de las ex provincias, y el federalismo preservó la unidad colonial. Las etnias indígenas quedaron al margen para instituir la división política no se tomaron en cuenta los territorios de los pueblos indios, ni el pluralismo jurídico, étnico, cultural, y religioso. En el acuerdo de cada provincia para crear un órgano federal preservando su independencia política, los pueblos indios de origen mayoritario, no participaron en este acuerdo.

  Así nació el México independiente, cargando con la problemática indígena ancestral que dejó la conquista y el colonialismo. Los pueblos indígenas siguieron otro derrotero. Las étnicas de origen pre cartesiano cesaron de estar bajo la tutela jurídica-política. Los pueblos indios dejaron de ser considerados como tales, sus miembros serían tomados en cuenta solamente en tanto individuos, es decir, como ciudadanos. En consecuencia, el fuero que protegía la práctica jurídica, consuetudinaria fue suprimido. Sin embargo, los pueblos originarios ejercieron por su cuenta su sistema político-jurídico, comunitario que conservaron de sus ancestrales costumbres y de la herencia de la estructura colonial expuestas anteriormente.

  El estado liberal mexicano del periodo 1810-1910 tuvo por estrategia, la integración nacional, y por objetivo, la unidad nacional. Otorgó implícitamente a los indígenas el estatus (individual) de nacionales, es decir, de ciudadanos mexicanos. No podía por ello reconocer la existencia de sus derechos colectivos. Su sistema político-jurídico comunitario. Esta organización política jurídica social, tuvo también su sustento en el sistema económico-social de la tenencia de la tierra y la producción agrícola, en el entorno tierra, territorios, religión, cosmovisión y autonomía como pueblos autóctonos.

  En resumen, la etno política estatal mexicana del periodo (1810-1910) fue desarrollada en el marco estratégico, sobre todo de las teorías liberales, las cuales tenían como objetivo la unidad nacional y otorgaban implícitamente el estatus de nacionales a los indígenas. Este proceso de formación nacional significó para los indígenas la pérdida de más de la mitad de sus tierras y la pérdida del reconocimiento de sus sistemas jurídicos consuetudinarios. No perdieron, por tanto, la fuerza de auto defensa: constante rebeliones indígenas por la persecución de sus tierras se organizaron en México del siglo XIX."

Fuente:

Campa Mendoza, Víctor. La problemática de las etnias en México. Editorial Fondo Internacional. México, 2001. pp. 28-30

martes, 17 de octubre de 2017

Antes y ahora: El número de pasajeros vía aérea en la CDMX

Puerto Central Aéreo de la ciudad de México. Década de los Treinta. Según vemos en el Almanaque Nacional de 1936, en el año de 1932 se transportaron 23,447 pasajeros; en 1933 aumentó a 39,123.

Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México. Para el año 2010 fueron 24 millones los pasajeros transportados desde esa terminal; en 2013 aumento a 31 millones y para 2015 fueron 38,4 millones. Sin lugar a dudas el crecimiento del transporte vía aérea ha sido explosivo.

lunes, 16 de octubre de 2017

La comida del Medio Oriente y su influencia en México

  Nada mejor que unos tacos al pastor, comida que indudablemente representa a México y que es una de las más grandes delicias que tenemos para una cena sumamente informal... son parte fundamental para una noche da fiesta pues, ya muy entrada, más bien, luego de finalizar lo más común es que topemos con unos extraordinarios tacos en algún puesto callejero que justo abre hasta altas horas de la noche... ¿qué tan mexicanos son los tacos al pastor? mucho, pero tienen su origen en el Medio Oriente.

  Los trompos nos llegaron desde Siria y Líbano, con la abundante migración que hubo en veintes y treintas hacia México de aquellas latitudes, se dice que la técnica se adoptó en Puebla y se usaron elementos regionales, carne de puerco, se adicionó la piña y las características salsas, sea la roja que la verde que engalanan aun más el platillo. Por el Medio Oriente se les conoce como Döner o Döner Kebab, su origen es Turco y de allí se difundió por la región. Yo los conocí en Berlín, Alemania, donde hay una numerosa población turca, me sorprendió ver un trompo con algo que me era sumamente familiar, pero servidos en una especie de pan... digamos que una torta al pastor.

  Otra de las comidas del Medio Oriente que tomaron carta de naturalización, específicamente en Yucatán, fue el Kibbeh, que se transformó en Kibi.

  Y ni que decir de lo que encontramos por el Centro Histórico de CDMX, sitio donde conocí la comida árabe (de Líbano) de la cual me hice aficionado rápidamente.... Kipe Charola, Tabule, Garbanza, etc... por la calle República del Salvador

domingo, 15 de octubre de 2017

Las 118 reliquias del templo de La Compañía en Guanajuato

   Te contaba hace poco que cada vez que voy a la ciudad de Guanajuato topo con algo sorprenderte, esta vez dí con esa pintura ya casi borrada que es, creo, una devoción a algún santo. Fue mera casualidad encontrarla... la ciudad y su singular belleza te envuelve de tal manera que si no eres aguzado, los detalles se te pierden. 

   Tengo como visita obligada cada vez que estoy allí la del templo de la Compañía, el espacio es tan grande que logra aquello de sentirse pequeño en la "casa de Dios",  y así como luego de una docena de visitas, finalmente dí con la imagen "tocada" de la Virgen de Guadalupe, esta vez doy con algo más sorprendente aun. Localizado en el primer altar lateral a la izquierda, dedicado a San José.

   Allí se encuentran en sendos medallones con 32 reliquias, ¿de quiénes serán esas astillas y fragmentos de huesos? no lo sé... y me sorprendo aun más ahora que analizo las fotografías que tomé, que son son solamente esas 64 reliquias... hay más.

   Más arriba hay unos rectángulos que contienen 27 reliquias de cada lado, estas son 54, más 64 de los óvalos suman un total de 118. No dudo que alguna otra sorpresa me guarda este templo, seguiré visitándolo.





  Será bueno recordar que en la parroquia de Lagos de Moreno hay 365 reliquias. En la parroquia de Taxco hay, al parecer, 20 reliquias.


sábado, 14 de octubre de 2017

De cuando el agua fue entubada en las comunidades rurales de México

   La fecha exacta no la recuerdo, tengo idea de que fue en el sexenio de López Mateos cuando el agua potable comenzó a ser entubada más allá de las zonas urbanas, lo que si recuerdo es que antes, digamos que de 1960 hacia atrás, se podía beber el agua directamente de la llave, sin necesidad de agregarle cloro o de hervirla, era pura, era buena... también recuerdo que por estos rumbos del Bajío había gente que tenía los dientes "cagados", eso quería decir que tomaban agua de pozo.

   El término se debe a que las manchas eran de tono café y no eran privativos de esta región central de México, ocurre, tengo entendido en todas las zonas mineras, debido a eso precisamente, a la concentración de minerales en la tierra que está presente también en el agua. Pero no nos salgamos del tema, lo que estamos viendo en las imágenes son las reminiscencias, que sobreviven por montones de comunidades en forma de S, eso es debido a que fue la Secretaría de Salubridad y Asistencia (SSA) quién colocó las tomas de agua pública, entre los sesenta y los setenta del siglo XX, seguramente las has visto por ahí.
  Ahora ya sabes, estas fueron las tomas de agua potable que por cientos, seguramente miles, se instalaron por todo México.





viernes, 13 de octubre de 2017

Una pintura casi escondida y casi destruida por las calles de la ciudad de Guanajuato

  Guanajuato está lleno de sorpresas, cada visita que hago a la ciudad implica descubrir algo que ha estado allí desde hace tiempo y que por no voltear un poco arriba, o por ir abrumado en los datos que recabo en los varios archivos históricos que consulto que es solo de repente o, de plano, cuando pongo ojo avizor algo aparece que no puedo calificar como de sorprendente. Llegué a desayunar a uno de los varios restaurantes de la Plaza San Fernando, hacía un poco de frío, así que preferí sentarme dentro del local, ordené lo habitual, huevos, jugo, café y... mientras llegaba el plato, esto apareció.

  No es que haya aparecido, desde hace mucho ha estado allí y fue ahora que lo descubrí. La calle, al parecer, se llama Miguel de Cervantes Saavedra, digo "al parecer" porque no hay letrero, pero Google dice que así se llama, el número es el 5, parece ser una casa-habitación, hay dos accesorias (accesoria era la palabra que se usaba para definir a lo que hoy día conocemos como "locales"), una de ellas es el Club Café, es allí donde se localiza este panel que bien podemos decir se trata de un retablo.

  No sé si era la pintura de algún santo o solo una representación, muy al modo del neoclásico, con una escena de la Mitología... griega o latina.

  Quizá trataron de borrarla, o el paso del tiempo ha dejado su huella y solo podemos ve una cara, de perfil, aparentemente con barba y el brazo alzado, la mano es lo único que se ve con claridad.

  La próxima vez que visites la ciudad de Guanajuato, te recomiendo ir atento por la calle, hay muchos más detalles que te sorprenderán... es cosa de ir, con ojo avizor.



jueves, 12 de octubre de 2017

México 68... Recuérdame...

   Si en algo soy reiterativo es, sin lugar a dudas al tema México 68 y lo hago regularmente el 12 de Octubre pues un día como hoy, hace 49 años, se inauguraron los XIX Juegos Olímpicos, para mi fue un evento enorme, lo vi por la televisión, tuve la oportunidad de ir a la Ciudad de México justo el día de la clausura, no fui a ningún evento pero pasé frente al Auditorio, al Estadio Olímpico y alguna otra sede deportiva...

   Por Paseo de la Reforma al pasar frente al hotel María Isabel, había encima de la entrada un enorme globo con el logo de Mexico68... recuerdos imborrables, además de todas las colecciones que hice pues el furor de las Olimpiadas estuvo a lo largo del año con los más variados productos que ofrecían algo relativo a los Juegos y toda colección que me fue posible hacer, la hice. El chocolate Milo incluía estampas, pedí el álbum y aun lo conservo... los jabones Escudo incluían los diseños de cada disciplina, eran metálicos y, mi favorito, el Gansito, traía una banderita de cada país participante, esas las conservo, completé la colección y aprendí a distinguir cada una de ellas...

   Es por eso que hoy, amén de recordar las Olimpiadas México 68, recuerdo el Gansito por lo arriba mencionado.