martes, 26 de julio de 2016

Maximiliano y Carlota en el imaginario colectivo mexicano

  Lo comentaba hace poco: la Historia está llena de personajes que son gratos o ingratos, que gustan, que atraen para bien o par mal. En México hay dos episodios en los que una pareja ha dejado huella tan profunda que siguen siendo tema de conversación: Cortés-Malinche y Maximiliano-Carlota. Habrá que analizar cuál de las parejas del siglo XX califican  para incluirla en la lista. Pienso que, por la tragedia de sus vidas, será Luis Donaldo-Diana Laura, pero eso aun no ha entrado en el ideario colectivo.

  De la primera pareja mencionada mucho se ha escrito pero no creo ha trascendido tanto, (siempre pensando en el ideario colectivo) como los efímeros emperadores de México, tan es así que, haciendo un recorrido por la red en busca de libros, anuncios de conferencias, de debates, veo que los personajes siguen captando la atención. Aquí una leve muestra, pero antes vamos a una definición de lo que es el imaginario colectivo:

  "Imaginario colectivo es un concepto de las ciencias sociales, acuñado en el año 1960 por Edgar Morin, que designa al conjunto de mitos y símbolos que, en cada momento, funcionan efectivamente como de "mente" social colectiva. Es alimentada, tanto en su dimensión real como en su dimensión imaginaria (que se retroalimentan -transferencias y proyecciones-), de una forma cuasi-religiosa, por los medios de comunicación; y se identifica en los productos de consumo y las personalidades mediáticas (líderes, famosos). Se caracteriza por su neo-arcaísmo, su sincretismo y su universalización. Se desarrolla en arquetipos o temas universales (el amor, el tiempo, la juventud, el héroe). Las catástrofes y desgracias funcionan como su "Hades" (imaginario negativo)". (Wikipedia)





















No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada