sábado, 10 de septiembre de 2016

De cuando la frontera norte se fue al sur

   El tema es largo y complicado, a muchos molesta aun, es una realidad que creo no lo hemos estudiado debidamente. Todo comenzó, en plena guerra de Independencia, con el tratado Adams-Onis de 1819, tratado que, por cierto no hizo México (o Nueva España) sino España con Estados Unidos en el que se definió la frontera norte, y si entonces se definió fue debido a que (obviamente) era un territorio indefinido en términos de dominio. Del tema hablamos ya, hace algunos años, recordemos que El Bable cumplirá 8 años dentro de cien días. 

   El tratado era, además, para eliminar las posesiones francesas en lo que hoy es Louisiana, así ya no tendrían al enemigo en casa... por cierto antes del tratado la Intendencia de San Luis Potosí hacía frontera con Francia... una de las tantas curiosidades territoriales en la historia de México. Luego de consumada la Independencia, llegó el primer observador del gobierno norteamericano, Joel R. Poinsett, era 1822, regresó ya con el título de plenipotenciario de su gobierno ante nuestro gobierno, lo fue de 1825 a 1829. Él era masón del rito yorkino (no me pregunten de eso pues es tema que desconozco), Poinsett firmó el Tratado de Límites el 12 de enero de 1828 en el que se reconocía lo antes firmado con España.  Para 1830 es sustituido por Anthony Butler con la característica de ser masón también pero del rito escocés y allí comenzaron los problemas. (El rito de York tenían la tendencia federalista, el Escoces era republicana centralista).

   El objetivo de Butler era el de convencer al gobierno mexicano que vendiera a los Estados Unidos el territorio de Texas no lo logró y... aunque usted no lo crea (cito textual): "incluso intentó, sin éxito, sobornar a funcionarios mexicanos" para realizar la compra. Fue así que cambió la estrategia y alebrestó a los norteamericanos residentes en México para que reclamaran al gobierno los daños sufridos durante la guerra y la inseguridad de los caminos... tampoco funcionó pero ayudó para que surgiera la idea de separarse de México y proclamar la República de Texas, cosa que ocurre el 2 de marzo de 1836. En 1845 Texas se adhiere a la Unión Americana.

   Vendrá luego la invasión norteamericana a México, las batallas de Padierna, Churubusco, Molino del Rey y la toma del Castillo de Chapultepec (detalles los puedes ver aquí). Siguió luego la toma de la ciudad de México por 9 meses y la firma del Tratado Guadalupe Hidalgo en el que, México cedió, vendió, perdió (como quieras entenderlo) la mitad de su territorio.

  Eva Longoria, la actriz de nacionalidad norteamericana pero de ascendencia mexicana, lo definió muy bien: "Mi familia nunca cruzó la frontera, la frontera nos cruzó a nosotros". En la imagen lo que vemos no es la frontera norte, sino la sur, la que separa México de Guatemala.

Si el tema de la frontera norte te interesa en términos de tratados, entra aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada