viernes, 11 de junio de 2010

Los cenotafios del Panteón de San Sebastián en Guanajuato, Guanajuato.

De las muchas docenas de visitas que había realizado a Guanajuato desde hace montones de años, nunca había tenido la oportunidad de visitar el que llaman parque de San Sebastián, sobre este recinto apenas tuve noticia debido a las documentaciones que estoy haciendo para el blog http://cabezasdeaguila.blogspot.com/, llegar aquí fue como matar dos pájaros de un tiro pues logre un artículo para ese blog y este que ahora te estoy presentando.


De Guanajuato se han encargado de vendernos esta idea, la que ves en la foto, la típica tomada desde el Pípila, lugar donde podemos admirar la complicada traza urbana de Guanajuato, aquí vemos al centro la Alhóndiga de Granaditas y abajo el templo de Belén, a la derecha hay otro templo, creo San José, pero no estoy seguro de su nombre. Será bueno saber que en todo lo que ves que abarca Belén, ese era un cementerio en 1810 y allí fueron a dar los cadáveres de los muertos en la toma de la Alhóndiga. En la actualidad es la Escuela de Arquitectura.


Esto fue lo primero que vi al llegar a los callejones que conforman la zona de San Sebastián desde el jardín de Embajadoras hasta el estadio de béisbol, una http://cabezasdeaguila.blogspot.com/ sin su correspondiente pedestal que se llama estela, depositada en un lugar en donde solamente hay cenotafios. ¿Ceno qué?


El Cenotafio es un monumento en donde se recuerda a una persona fallecida, allí no hay restos, no es una tumba, mucho menos un mausoleo, es una forma de recordar a ese ser. Quizá cuando su muerte no se contaba con el dinero suficiente para levantarle una tumba espectacular y luego si lo hubo, entonces el cenotafio es la forma ideal de rendirle pleno (y rico) recuerdo al desaparecido. El que vemos en la fotografía dice: “A la memoria del ciudadano Ignacio Cruces, fallecido el 6 de octubre de 1838”.


Aquí estamos viendo nuevamente la http://cabezasdeaguila.blogspot.com/, al fondo, pegado a la barda de color rojo cobrizo vemos un cenotafio muy importante, el que se levantó en 1958 a los héroes Hidalgo, Allende, Aldama y Jiménez, cuyas cabezas estuvieron enterradas en ese cementerio luego que las bajaron de las esquinas de la Alhóndiga. Será interesante investigar más al respecto, la mitad de la historia ya la tengo, es decir, de cuando sacaron las cabezas y se las llevaron a la Catedral en México, pero ¿Cuándo bajaron las cabezas?


Recordarás que en el Virreinato no existían los panteones civiles, sino que eran controlados, por el clero, en consecuencia se instalaron en los atrios de los templos. Hoy día quedan pocos, muy pocos lugares en donde los podemos ver, pues a raíz de las leyes de la Reforma y la creación del Registro Civil, los panteones de los templos fueron clausurados, en el mejor de los casos los cuerpos fueron exhumados y los restos trasladados a lo nuevos panteones o depositados en una urna común.


El templo de San Sebastián se construyó en 1782, hay la referencia de un tal Moratín como su promotor y debido a que estaba en las afueras de Guanajuato, se instaló allí el cementerio, en 1823, consumada la Independencia, las cabezas de los héroes son trasladadas y en 1861 el panteón es clausurado.


En la actualidad el templo sigue funcionando el atrio, que fue panteón y ahora parque, mantiene su barda perimetral y sus puertas se cierran cuando no hay oficio, así que si quieres visitarlo será solo antes o después que haya misa. Es una muestra de lo más interesante de lo que es el arte funerario en la especialidad de cenotafios.


Platicando con una persona joven me dice que de niño era el lugar en donde iban a jugar, por lo cual deduzco que anteriormente, cuando no había el vandalismo (entiéndase graffiti, entre otras cosas), como en la actualidad el lugar era más accesible. Veamos algunos cenotafios:


Ignacia… falleció el 27 de ju… a los 27 años de… fue temprana su muerte pero la memoria de su virtud será siempre el consuelo y el exemplo de su familia. Llenó los deveres de hija, esposa y madre. Consorte viudo dedica este monumento a su memoria.






Fui lo que tu eres i serás lo que soi. A la memoria de doña Trinidad Franco de Villaseñor que falleció el día 13 de abril de 1844. Su esposo don Francisco Villaseñor mui condolido, le consagra este monumento.



3 comentarios:

  1. Benja, sobre la duda que tienes del nombre del templo a la derecha del de Belén es el templo de "SAN ROQUE" én la plaza que está al frente de este templo es donde se presentan "LOS ENTREMESES CERVANTINOS" del Teatro Universitario

    Saludos espero te sea de utilidad la información

    ResponderEliminar
  2. Benja, te informo que he estado investigando cuando se bajaron las cabezas de los Héroes de la Patria de las esquinas de la Alhóndiga de Granaditas y no encuentro fecha exacta, solamente se menciona marzo de 1821 en que fueron rescatadas por el pueblo y conducidas a la Ermita de San Sebastián

    ResponderEliminar
  3. Salvador,

    El dato lo tengo ya identificado, aparece en el libro de Adiciones y Correcciones a la Historia de México, escrito por José María Liceaga. No confundir con Liceaga el de Romita, este fue un licenciado guanajuatense que se graduó de la Universidad de México en Agosto de 1810 y regresó con el título bajo el brazo justo antes de que fuera la toma de Granaditas... luego con el tiempo publico su libro en donde apunta los datos que a Lucas Alamán, en ocasiones lo corrige con algunas precisiones.

    Saludos

    ResponderEliminar