domingo, 11 de marzo de 2012

Los antiguos baños de San Bartolomé Aguas Calientes. Apaseo el Alto, Guanajuato.

Lo que vemos en la fotografía fue tomado desde una loma cercana al pueblo que tradicionalmente se le conoce como San Bartolo, pero que oficialmente es San Bartolomé. Tomando la carretera libre de Celaya a Querétaro pasaremos primero por el entron que al primero de los dos Apaseos que hay en el estado de Guanajuato, el Grande, más adelante estaremos en el entronque del segundo de ellos, el Alto y unos pocos kilómetros más, en dirección a Querétaro estaremos aquí, en San Bartolo, lugar que encierra cosas tan interesantes como uno de los primeros "Spas" que se construyeron en la Nueva España, una zona arqueológica en total abandono y los restos de las trojes de la hacienda de San Nicolás. Lo curioso del caso es que son pocos los que saben de la riqueza que encierra este valle que vemos en la toma.

"San Bartolomé Aguas Calientes fue el cuarto poblado fundado por los españoles durante su incursión por la zona, pues antes de éste sólo se habían establecido Acámbaro (1526), Querétaro (1531) y Apaseo (1533); siendo por lo tanto el poblado de origen colonial más antiguo del municipio de Apaseo el Alto y el único que cuenta con documento emitido por la Corona, en el que se establece su existencia jurídica desde el arribo de los peninsulares al lugar.

'San Bartolo' nombre con el que se le conoce usualmente a la comunidad, es un sitio cuya importancia regional radica en la existencia de su zona arqueológica y los baños hospital, herencia de Doña Beatriz de Tapia, hija del indio Conín". (1)


De "los baños" oí hablar por primera vez a una dama queretana que me contaba que en sus mocedades, por los años treinta, era habitual para la gente acomodada del rumbo, ir a bañarse en las aguas calientes de San Bartolo, que eran terapias curativas. Me contaba que había una especie de alberca pública y algunas habitaciones que se rentaban para tener la privacidad suficiente, por ellas corría el agua de temperatura alta, el paseo, me dice, era de lo más divertido. Y la fama de San Bartolo era grande pues llegaba mucha gente de distintos lugares solo que, un buen día, el manantial bajó su abundante producción y llegó el momento en que sencillamente se secó, la tradición quedó encerrada entre los muros de tan singular recinto. Sin agua no hay baños, así de simple.

"San Bartolomé, pueblo de indios, según las costumbres de colonización española fue fundado el 24 de agosto de 1546, ceremonia a la que llegaron los Alcaldes ordinarios de Santiago de Querétaro, San Juan Bautista de Apaseo y San Francisco de Acámbaro... este poblado de San Bartolomé se construyó a instancias de Doña Beatriz de Tapia, hija del indio Conín unos Baños-Hospital. Fallecida esta Señora el 4 de julio de 1602, en la cláusula 71 de su testamento dejó el legado para su construcción, bajo el tenor siguiente:

'Item,, digo y declaro que Doña Magdalena de Tapia, mi hermana, cuya heredera yo fui, y yo, tratamos en días pasados de hacer y fundar el dicho hospital en la dicha parte, por tato quiero y mando que don Diego de Tapia, mi hermano haga y funde en el dicho lugar donde llaman Aguas Calientes, el dicho hospital con la casa y ornato que para ello convenga, para que en él se puedan curar indios naturales y pobres que sean los que el dicho don Diego quisiera, y para este efecto dejó y señaló por bienes míos propios, una labor y tierras que tengo en el pueblo de Apaseo con todo el apero y lo demás anexo y concerniente a ella...


... y las tierras que me pertenecen donde dicen Petemoro, jurisdicción de Acámbaro, con las tierras y estancias que tengo compradas a Juana Díaz, viuda, saliéndose con el pleito que tengo intentado con ella y, así mismo, dejó para el dicho hospital otro sitio de estancia que tengo de ganado menor donde llaman Tequisquiapan, con las ovejas y cabras que hay en dicha estancia que parecieron ser más de mi hierro y seña, el cual dicho hospital ha de administrar los enfermos que al dicho don Diego de Tapia, mi hermano, le pareciere convenir...'

Por un litigio de la Provincia de San Hipólito, la fundación se demoró hasta el año de 1770, en que fue promovida dicha construcción por el Señor Cardenal Lorenzana, el prior de los Hipólitos de Querétaro Fray Juan Ignacio Colón y el religioso Franciscano Pablo Beaumont, quien escribió un 'Tratado del Agua Mineral Caliente de San Bartolomé', impreso en México en 1772". (2)

Siendo prior del convento y hospital de la Purísima Concepción de Querétaro, fray Ignacio Colón se concluyó el hospital e San Bartolomé, "se halla éste pueblo, que es de indios a distancia de 5 leguas cortas de Querétaro entre occidente y suroeste. El manantial o hervidero que es de aguas termales, o de agua mineral caliente, al modo de la del Peñol de México, dista cosa de una milla del pueblo, en cuya medianía es donde se fabricó el hospital, bien repartido, con su iglesia y convento proporcionado, donde se han distribuido unos baños muy cómodos y una pieza destinada para enfermería en los casos ocurrentes; todo esto, estuvo al cuidado de los religiosos de San Hipólito...

"Esta agua de San Bartolomé es verdaderamente agua termal mineral, cuyo calor es tan ingente, que con la mayor brevedad se cuecen en ella las carnes de cualquier animal: tienen tan grandes virtudes y es tan útil en algunas enfermedades, que muchos enfermos vienen de parajes muy distantes a tomar aquellos baños. El año de 1772 imprimió el R.P. fray Pablo de la Concepción Beaumont, predicador apostólico del Colegio de la Santa Cruz de la repetida ciudad, insigne médico, cirujano y químico, a solicitud del mismo eminentísimo señor Cardenal, un excelente tratado sobre esta agua caliente, el que pueden ver los curiosos para instruirse en las particulares cualidades de los baños..." (3)

Pero la obra completa no se acabaría hasta comenzado ya el siglo XIX, en la placa que así lo señala, leemos: "Se acabó esta obra en el año de 1804, gobernando la Iglesia Nuestro Santísimo Padre, el Señor Pío VII y reinando las Españas Nuestro Señor Carlos IV, que Dios conserve, siendo General de nuestra Sacrosanta Religión, nuestro Reverendísimo Padre Fray José Martínez, y Prior del convento Hospital de la ciudad de Querétaro el my R.P. Fray Ignacio Colón a cuyo cargo se erigió este hospital de San Carlos Borromeo, a mayor honra y gloria de Dios y beneficio del público".


Los baños siguieron usándose hasta la Revoloución de 1910, luego serían reclamadas las propiedades por los descendientes de Beatriz de Tapia, se formaría el Ejido de San Vicente y San Nicolás, entrarían pleitos por la posesión de aguas, finalmente los baños pasan a propiedad del Ejido, el agua se acaba y el sitio se abandona... en la actualidad es posesión del Gobierno del Estado de Guanajuato, según reza una manta colocada a la entrada del lugar, pero el acceso está prohibido. Desconozco cual sea el proyecto que se tiene para se desarrollado en tan particular sitio.

Las fotografías las tomé caminando en rededor de la reja que protege al templo y al que fuera convento y hospital. Tuve la oportunidad de meterme a través de una parte del cerco que está roto pero, más vale evitarse problemas, al menos tengo ya una idea más clara de lo que fue este lugar que bien merita una visita, dado que hay más que ver en las cercanías.













    Esta fotografía la tomé del libro Haciendas de Guanajuato de don Isauro Rionda, qepd. En ella vemos como lucía el interior para 1990 aporximadamente, cuando fue tomada la fotografía.

Fuentes:

1.- Sauza Vega, Francisco. Apaseo el Alto. Una historia con futuro. Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo. Morelia, 2003.

2.- Sauza Vega, op. cit.

3.- Dávila y Arrillaga, José Mariano. Hospital de la Purísima Concepción de Querétaro. México en el Diccionario Universal de Historia y de Geografía, Vol 4, Instituciones civiles y religiosas novohispanas. Coordinadora Antonieta Pí-Suñer Llorens. UNAM. México, 2004.

Para leer más sobre los baños de San Bartolo, entra aquí:


16 comentarios:

  1. Hola, y mucho más historias que estan alrededor de este pueblo, me da gusto saber que existe gente que se interesa por saber o por lo menos mencionar la inexplicable sequía y abandono de tan grandiosa riqueza, me gustaria contactarte para darte mis comentarios y experiencia más cercana acerca del pueblo de San Bartolome Aguacaliente.

    ResponderEliminar
  2. Muy interesante...mil gracias! Todas estas narraciones son una joya Benjamin.

    ResponderEliminar
  3. HOLA ES MUY BONITO ESTE PUEBLO, RECUERDO QUE EN LOS AÑOS 70s., LES DIERON LA CONCECION DE LOS BAÑOS A UNA COPERATIVA DEL PUEBLO, PERO DESPUES EL PUEBLO NO LOS UTILIZABA, YA QUE EL PRECIO SE CONVIRTIO EN UN OBSTACULO PORQUE LA MAYORIA ERAN POBRES PARA DARSE ESTE TIPO DE LUJOS, TIENE MUCHOS AÑOS QUE NO VISITO ESTE PUEBLO, OJALA PUDIERAS PUBLICAR FOTOS DE LA IGLESIA Y EL CENTRO YA SON PARTE DE SU HISTORIA, SOY DE SAN FRANCISCO CALICHAR, SALUDOS: FRANCISCO CAMACHO

    ResponderEliminar
  4. hola. afortunadament yo vivo en este pueblo y la verdad si es muy agrabanle saber que hay personas que interesen en saber de el. el pueblo es muy viejo y sus tradiciones son muchas y muy bonitas deberian de visitarlo en epocas como semana santa, mayo o agosto que son las fiestas grandes del pueblo.

    ResponderEliminar
  5. Gracias por el aporte, uno como hijo se interesa por sus raíces ya que mi padre es natal de este pueblo mágico y de gran cultura, ya que no solo su atractivo radica en los baños si no en el espectacular pelea de los cuernudos, tradición que llevan en la sangre los pobladores, me gustaría ayudar al aporte ya que me intriga mucho el rumbo que tomo el futuro de estos baños y que se cré que algunos salieron beneficiados con la desaparición o desviación de estas aguas curativas, Me gustaría mucho que si existe interés de investigar mas a fondo me hicieras participe de esta investigación, y bueno de mi parte es todo y saludos desde león gto. y un abrazo para mi abuelo Don Macario cruz cruz Q.E.P.D.

    ResponderEliminar
  6. yo naci en ese pueblo y me entristecio el saber que ya no tiene agua termal. Gracias por darnos a conocer su historia.

    ResponderEliminar
  7. Acabo de conocer este lugar, me pareció sencillamente espectacular, me encantaría verlo por dentro, recorrerlo, imaginar lo que se hacia, es una tristeza que este en abandono, serìa un gran atractivo turístico por una riqueza històrica inmensa. Por lo menos abrir su entrada que parece es una iglesia . Por favor platica màs de sus tradiciones. (Conocì una mtra. de prim. llamada Alicia (no recuerdo apellidos) grupo A, generación 81 de la Normal del Edo. de Qro. que era de ahí, alguien sabe de ella? )

    ResponderEliminar
  8. LAMENTABLEMENTE LA HISTORIA SEÑALA UNA VISTA FANTASTICA Y LA REALIDAD OTRA LO QUE SI ES CIERTO ESQUE EL LUGAR EN GENERAL ES HERMOSO , PERO ALGUNOS INTERESES TERMINAN COMO EN TODO CON DESTRUCCION Y ABANDONO , ES TRISTE SABER QUE MUCHA DE NUESTRA GENTE EMIGRAN DE LA LOCALIDAD ESTADO O PAIS POR QUE MUCHOS DE NUESTROS PUEBLOS CON MAGIA HISTORICA SON MARGIANDOS POR ESTAR LEJOS DE LAS CAPITALES , HOJALA Y ESTO CAMBIE ALGUN DIA , NO SOLO EN SAN BARTOLO SINO EN TODO MEXICO.

    ResponderEliminar
  9. Hola, a ver si entendi y alguién me puede ayudar... entonces ya no existen estos baños? yo quería ir mañana. gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El ojo de agua hace tiempo que se secó, lo que fueron los baños están en ruinas, el lugar es interesante, como vestigio arquitectónico, quizá lo encuentres abierto en sábado o domingo, pero no sé bien que día hay misa en el templo contiguo a lo que eran los baños.

      Eliminar
  10. El problema es que los ejidatarios son los que no reparan ni dejan reparar la envidia y egoismo esta por encima de todo beneficio comunitario , triste realidad se acabo el agua y se les acabo el interes y cariño que decian tener.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. vivo en este pueblo y estoy de acuerdo contigo, le dan poco mantenimiento pero no es suficiente,lugar se puede aun se puede rescatar y aprovecharlo al máximo, una reconstrucción a fondo este lugar volvería a su creación original. se puede utilizar como atracción turístico, eventos especiales y recuerdo muy poco, cuando mis padres me llevaron en donde nacía el agua, era maravilloso ver como flotaba y hervía el agua de gran magnitud y como disfrutaba los baños del agua caliente...! lamentablemente es una tristeza ver a mi pueblo, por ese egoísmo, desperdiciar un lugar maravilloso.!

      Eliminar
  11. que tan cierto es que el manantial no se secó por causas naturales, sino que las corrientes que lo alimentaban fuero desviadas artificialmente

    ResponderEliminar
  12. Efectivamente, visité el lugar después de 15 anos de haberlo conocido. Ya estaba en ruina. Una habitante del lugar me informó que el agua había sido desviada a otro lugar cercano a donde se construyó un hotel. Ese hotel existe pero desconozco su nombre.

    ResponderEliminar
  13. Seria hermoso el lugar si lo rescataran como tesoro de la nacion. Recuerdo que tenia una iglesia semidestruida y sus cuartos privados con una pequeña alberca , su baño y un pequeño cuartito con una cama. Ademas existia una pequeña capilla completamente enterrada cerca de la alberca exterior.

    ResponderEliminar
  14. Hola! Entonces los baños privados con su tina-fosa de agua termal ya no existen?!!??! Mis papás me llevaron cuando niña (ahora tengo treinta y muchos) y justo ahora mis padres querían ir ... :(

    ResponderEliminar