miércoles, 11 de enero de 2017

En busca de un vestigio oculto del Santo Oficio de la Inquisición

  Una de las cosas que quería ver en el CH de CDMX era un detalle, una mera curiosidad, que existe en el Templo de Santo Domingo, ahora se que más bien existió pues no queda traza de tal detalle, el problema se agranda pues no puedo corroborar ahora la fuente de la que obtuve el dato, quizá fue en el libro de José Toribio Medina, Historia del Tribunal del Santo Oficio de la Inquisición en México pero -lamentablemente- no tuve la precaución de marcarlo y ahora no lo encuentro.

  El templo que ahora vemos es el cuarto pues los anteriores sufrieron daños por lo debil de la primitiva construcción original, luego por las inundaciones. Los Dominicos "entraron en México á 23 de Junio de 1526; se -alojaron en el convento de los franciscanos, y en Octubre se trasladaron al lugar que hoy ocupa el Colegio de Medicina. Siendo malo el sitio, se trasladaron en 1530 al en que estuvo el convento: la iglesia se labró á costa de la real hacienda, dedicándose en 1575. Hiciéronse después nuevas obras, y la consagró D. Fr. Alonso Guerra el 8 de Diciembre de 1590. En el siglo siguiente crecieron las obras, de manera que invadieron el terreno de los alrededores, construyéndose nuevo claustro, que se bendijo el 29 de Setiembre de 1692. Maltratado y hundido el templo y anegado el 6 de Julio de 1716, fué indispensable hacer convento é iglesia nuevos, con el costo de mas de 200,000 pesos, y se bendijo á 2 de Agosto de 1736." 

  "Exclaustrados los religiosos en fines de 1860, en Abril siguiente fué destruido el cercado del atrio, y se derribó parte del convento para abrir la calle algo irregular que corre por el costado de la iglesia hasta la calle de la Estampa de la Misericordia. El convento fué vendido á los particulares; el templo esta abierto al público. Tiempo hace que se hacen allí grandes excavaciones con la esperanza de encontrar un gran tesoro; las obras emprendidas tienen obstruida la nueva calle." (1) 

  Esa es una muy brevísima relación de fechas de la construcción y posterior destrucción del Convento de Santo Domingo y a lo que fui al lugar fue a corroborar otra cosa. Sabemos muy bien que la Orden de los Predicadores, comúnmente llamados Dominicos (los "Perros de Dios", aquí la historia), eran los encargados del Tribunal de la Santa Inquisición por lo que algunos de sus oficios estaban asociados al mencionado tribunal y, como lo comento al principio, no tengo el dato preciso de dónde fue que lo leí, pero recuerdo bien la idea de los leído:

   Tengo entendido que la puerta lateral del templo, que da al oriente, a la actual calle República de Brasil en ese espacio que queda entre la puerta de la calle y la puerta de acceso al templo se solían colocar, escritos sobre madera, los nombres de las personas que la Santa Inquisición les tenía juicio abierto y que en algún momento sería detenidos, era el modo en que los presionaban ante la sociedad para que se declararan culpables y la pena fuera menor. En ese espacio no vi nada, ni hoyos, nada, fuera de una casi colecturía que más bien es venta de artículos religiosos, novenas y demás objetos propios del sitio.

   Para leer más sobre el Convento de Santo Domingo, entra aquí.

  Pensé encontraría una Virgen de Guadalupe "tocada del original" en este templo pero no es de este tipo ya que es obra de Juan Correa y la moda de las tocadas fue posterior.

  Aquí puedes leer más sobre la Plaza de Santo Domingo.

 Más que el templo, la plaza de Santo Domingo era el punto inicial del Camino Real.

  Apenas acaba de ser el Jubielo de la OP, fue el 27 de Noviembre el 800 Aniversario de la fundación.

Fuente:

1.- Orozco y Berra, Manuel. Memoria para el plano de la Ciudad de México. Imprenta de Santiago White, México. 1867.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada