martes, 13 de julio de 2010

Hacienda de Santa Isabel en Jiquipilco, Estado de México

“Así pues, muchas ciudades actuales en todo México tienen en el pasado una hacienda como su punto de origen.


Sin la hacienda, la historia de México sería totalmente diferente.


De muchas haciendas sólo quedan casas solariegas. Al verlas nos damos cuenta de lo sofisticada que fue su cultura. Hasta la fecha en el campo mexicano, esa cultura no ha sido igualada”.


Así con estos sabios conceptos comenzamos la visita a Jiquipilco, en el Estado de México. Lo entrecomillado es del Profesor Gabino de Alba del Tec de Monterrey.


Llegar aquí fue ligeramente complicado, por un lado por la larga espera de autobuses y colectivos, por la otra, la absoluta y total desinformación en la que vive mucha gente. Por un lado soy víctima de las victimarias mujeres que son ofendidas continuamente en la calle, y cuando me acerco a preguntar algo sucede una de dos, o me ignoran, o me dicen un simple si o no y se acabó el diálogo. Por otro, si acudo a los sitios de taxis, regularmente allí se libra un debate pues uno dice que al norte, el otro que al sur y cuando se agregan cuatro distinguidos miembros del volante adicionales, cosa que es muy común, mejor los dejo en su discusión pues nadie sabe decir, no sé.


Total que llegué a la Comandancia de la Policía Municipal, allí hubo necesidad de hablar por radio con algún personaje el cual, en clave, claro está, dio las indicaciones de en donde estaban los recintos que yo buscaba, uno al oriente, el otro al poniente, así que, mirando el reloj de la torre de la iglesia, (esto debido a que no uso reloj, ni cargo celular), decidí ir a la hacienda del lado oriente, me dieron las instrucciones de cómo llegar y enfilé en un decoradísimo taxi, pues, casualidades de la vida, ese día en Jiquipilco era la fiesta de los taxistas.


No fue en verdad muy largo el trayecto, a lo sumo diez minutos estábamos ya en la campiña, el típico paisaje del Estado de México, con colinas ya deforestadas totalmente, en lo alto de las mismas los bosques de pino, un aire entre fresco y frío. Todo vehículo pasando con el radio a todo volumen (cumbias, claro es), bardas de piedra, magueyes, un cielo limpio y allí, al fondo en una colina, los restos de la que fuera gran Hacienda de Santa Isabel.


El impacto de entrar al templo que en lugar de techo tiene una lona y produce una tonalidad entre naranja y rojiza fue grande, por fuera los muros añosos hechos de adobe, de ese que te conté se usa por acá y tiene un color intenso de tono terracota, a lo lejos venía la peregrinación, era de niños, esta visita la hice en mayo, mes de la tradicional “ofrenda de flores”, a mi me tocó hacerla hace ya su buen medio siglo… con las monjas del Josefa.


Y comenzamos a alucinar con este lugar. Como buena parte de la hacienda esta derruida, podemos ver claramente como era el patio interior: magnífico, con esa arcada hecha con tronco de pinos, claro es, recordemos que lo mejor que se puede hacer es construir con los materiales de la región y aquí, lo que abundó en esa época fueron pinos. Se puede apreciar aun el artesonado en los techos, de seguro este fue un lugar rico.


De lo que fueran las habitaciones y oficinas de la hacienda queda poco, las que aun están completas una es usada como casa habitación, la otra como oficina comunal. Así que: Buenas tardes, ando conociendo la hacienda… voy a tomar unas fotos… le dije a un paisano que me encontré por allí. Sí adelante, me dijo. Esto lo he aprendido en el camino, más vale avisar o pedir permiso antes de cruzar por estos lugares que uno piensa están abandonados y no es así, ya me ha tocado correr ante los furiosos perros asi que, aprendida la lección, mejor ahora pido permiso y evito cualquier incidente. (Mejor sugerencia no te puedo hacer).


Llegando a la parte trasera encontramos lo que fuera la troje, se ve una arcada, como que esa era el frente de las grandes trojes. Algo que me ha sorprendido de las haciendas en el Estado de México es que hay enormes patios, que ahora están al cielo abierto y que estaban totalmente pavimentados, es decir, cubiertos de ladrillos, esto, quiero pensar, lo hacían para secar las semillas, el maíz, el trigo, el frijol o cualquier otro grano, pues así como en Guanajuato encontramos las eras propiamente como son, en redondel, aquí vemos patios protegidos por ladrillo.


Se dice que en esta Hacienda el ejército Insurgente pasó la noche cuando iban del triunfo en Monte de las Cruces rumbo a Querétaro, eso se dice, pero nada hay escrito. Como quiera es paso lógico, pues si luego tuvieron el encuentro con los Realistas en la batalla de Aculco, el rumbo es precisamente por aquí… hacia el poniente, a unas seis leguas se encuentra Nixiní, otra hacienda, solo que a ese lugar no puede llegar y allí si que pasó la noche el cura Hidalgo.


Es sábado, se ve ambiente de fiesta, todos los que me topo andan muy catrines, pero como yo ando en territorio desconocido mejor ya me voy… una hacienda más que agregamos a la lista, una prueba más de la gigantesca herencia que tenemos todos los mexicanos, especialmente a todos aquellos que nos gustan estas cosas vetustas, añosas, cargadas de historia, leyenda, costumbres y tradiciones…










Si te gustaron las frases iniciales, no te pierdas el artículo escrito por Gabino de Alba, Profesor Emérito del Tec de Monterrey, aquí lo tienes:


http://www.itesm.mx/va/deptos/ci/articulos/el_pasado_de_la_agricultura_en_mexico.htm




22 comentarios:

  1. Mira, creo que la critica del pùeblo debe ser menor a la que tu haces referencia, debes estar mas enfocada al tema y promover el turismo, quieres hacer algo por mexico no lo "critiques", y por otra parte muy bien tienes iniciativa para sacar del hoyo a esta gente cochona que ensucia a mexico.

    ResponderEliminar
  2. son una bola de tontos que no saben hacer una buena investigacion por que las cosas no son como lo dices en este documento yo soy de esa poblacion y se como funcionan las cosas y no digas cosas que confundan a la gente y los mal informas dando una mal imagen del municipio

    ResponderEliminar
  3. en lo que tienes razón es que la gente de allí es muy quisquillosa yo soy de ahí y todo lo que ablaste es la realidad aunque nos duela deveriamos ser mas sociables aprender a escuchar a esto se le suman otras comunidades cercanas a santa isabel son abecés casi irrazonables deberíamos aprender a escuchar y de hablar con respeto a cualquier persona

    ResponderEliminar
  4. Cre que tu critica esta demás, yo soy de este municipio y te puedo decir que la gente no es como tu ta desatinadamente lo señalas, no entiendo si te fundamentaste en algo o por lo menos te diste a la tarea de profundizar más, ya que aunque veas un "pueblo" esta lleno de historia

    ResponderEliminar
  5. Excelente tu recorrido, esta hacienda pertenecio a la familia Ballesteros,a quienes despues de la revolución les fue expropiada la tierra de esta propiedad y solo se les dejo el casco y 10 hectareas, mismas que les fueron quitadas por un trabajador de la hacienda, bajo amenazas, en la epoca de Cardenas.
    La familia se retiro a Toluca y quedaron en la pobreza.
    De esta familia salieron los paisajistas y pintores de gran calidad, Jesús Ballesteros y Vicente Ballesteros

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, como dices esa es la historia que paso, los pintores Jesus,y Vicente Ballesteros sontios de mi Abuela.

      Eliminar
    2. mis tios jesus,vicente y mi padre tomas ballesteros sanchez ya fallecieron yosoy su hijo juan antonio ballesteros

      Eliminar
    3. hola juan antonio ponte en contacto conmigo cultura-identidad@hotmail.com , me interesa platicar contigo. gracias

      Eliminar
    4. el apellido del trabajador que los despojó bajo amenazas es Mondragón.

      Eliminar
  6. Como se llama tu abuela? Mi abuelo due el Senor Jose Ramon Ballesteros Sanchez

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola! Tu abuelo y mi abuelo fueron hermanos, yo soy nieto de Tomás Ballesteros Sánchez.

      Eliminar
  7. amigos me gustaria que los que tienen axeso a esta hacienda, pusieran mas fotos y más historia acerca de las personas que trabajaron, vivieron y nacieron en esa hacienda ya que mis antepasados en algunos registros dicen que nacieron en ese lugar yo hago investigación de mis antepasados. Felicidades por las fotos y los comentarios, yo he visitado lugares y es importante que te identifiques y comentes la finalidad de tu visita. Que bien que estes haciendo esto por nuestro nuestro México y nuestros antepasados. ¿Saben algo sobre la garita de Nigiri?o Hacienda de Nigiri?. ¿Saben si es lo mismo que Nixini?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nigri y Nixini es lo mismo, esa Hacienda la vi desde muy lejos, más bien, solo por donde comienza el camino para llegar a ella desde donde están unos criaderos de carpas. Por ese sitio pasó el cura Hidalgo luego de la victoria en Monte de las Cruces, más información la encuentras en este enlace:

      http://cabezasdeaguila.blogspot.mx/2010/08/hacienda-de-nigrini-municipio-de.html

      Saludos

      Eliminar
  8. te falta muchisimo me gustaria platicar contigo y extender esa informacion saludos

    ResponderEliminar
  9. Soy vecina de esta hacienda, con todo respeto, no encuentro un gramo de información válida, no hay información histórica que describa la verdad de la hacienda, las fotografías son buenas y crean expectativas, pero cunado se leen los textos, éstos quedan a deber, no hay un trabajo de investigación que permita ubicar al lector en el contexto de la historia de la Hacienda en México, y mucho menos de lo que fue la hacienda de Santa Isabel. Deberúas visitar nuevamente a la comunidad, y lejos de sóo perdir permiso para tomar fotografías, documentarte. Aclaración, aquí no se reproduce la constumbre sa de ofrecer flores en el mes de mayo, por ejemplo. Veo el Nombre de una Institución de gran prestigio, el Tec de Monterey, no creo que ahí sean tan mediocres como tu investigación, mejor dicho explosición fotográfica, ten cuidado, escribir sin fundamento, cofunde a la gente y, peor aun, enfada a los que sí poseemos información verídica. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por favor, contribuye a que esta investigación tenga más veracidad. Al parecer tú tienes muchísima información que tal vez ni la misma familia tenga. Ilústranos con tus conocimientos sobre Santa Isabel !!

      Eliminar
  10. Hola que tal, yo soy nieto de Tomás Ballesteros Sánchez

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también soy nieto de Tomás Ballesteros Sánchez... de quien quién eres hijo ?

      Eliminar
  11. Víctor hernandez13 de mayo de 2017, 9:08

    Hola buenos días yo soy Víctor de jiquipilco México un saludo a mis amigos eapero y me contestem

    ResponderEliminar
  12. Sorprendida de hallar este artículo. Soy nieta de José Ramón Ballesteros Sánnchez y tengo documentada la historia de la hacienda así como una buena cantidad de anécdotas de la misma.

    ResponderEliminar
  13. Buenas tardes, disculpe, la pregunta se extiende para el autor de este texto y para cualquiera que pudiera contestar; la propiedad de esa ex hacienda a quien pertenece? Muchas gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es de la familia Ballesteros, hay una historia publicada respecto a los propietarios, este es el enlace:
      http://haciendasdejiquipilco.blogspot.mx/

      Eliminar