lunes, 3 de octubre de 2016

De cuando en México había Provincia y era del Interior

   Complejo es estudiar, o más bien, entender cómo se fueron dando las divisiones territoriales en lo que hoy conocemos con el nombre de México. Se dice de un punto frontera entre los dos imperios que sobrevivían a la llegada de los españoles, se llamaba Xicalango y fue el lugar en donde es entregada la Malinche. El sitio estaba en lo que hoy es Tabasco, justo en el límite con Campeche, es decir, en el Istmo de Tehuantepec, en la costa del Golfo de México. Mayas hacia el oriente, Aztecas hacia el occidente. Eso en términos generales pues bien sabemos que hubo docenas, creo más de un centenar de etnias y sus descendencias que a lo largo de la historia conformaron diversos pueblos, pero no "nos metamos en honduras” y pensemos en la primera división con fines administrativos que se hizo en México cuando México aún no tenía ese nombre pues originalmente se estableció una Audiencia que, para identificarla se le decía “de México”, era tan grande que ni se sabía sus confines.

  Fue creada luego una Audiencia de Confines, con el puro nombre nos damos idea de que no se sabía muy bien hasta dónde llegaba, igual ocurría con el término: Tierradentro o Tierra Adentro. Confines marcaba el sur, incluía las provincias de Chiapas, Yucatán, Cozumel y Centromérica hasta Nicaragua. Por el occidente se creó la Audiencia y Cancillería  Real de Guadalaxara de la Galicia de la Nueva España, su distrito comprendía: “la provincia de la Nueva Galicia, las de Culiacán, Copala, Colima y Zacatula. Para complicarnos aun más las cosas, hubo en algún momento dos reinos, dos gobernaciones, un nuevo reino, una colonia y ocho provincias. “La más antigua es la distinguió dentro del territorio del Virreinato; entre las provincias septentrionales que recibieron el nombre “Provincias Internas” (o de Tierra Adentro) y las restantes, que no caían bajo esta denominación”. Es desde entonces que se acuña la idea de “provincia” y la de “interior” por referirse a aquello que no es la capital del país y que ahora se llama CDMX, es decir, de Cuautitlán pa’llá.

  El 4 de diciembre de 1786 son creadas las Intendencias, así lo decretó Carlos III en su Ordenanza: Intendencia de Arizpe, Durango, San Luis Potosí, Zacatecas, Guadalajara, Santa Fe de Guanajuato, Valladolid de Michoacán, México, Veracruz, Puebla, Antequera de Oaxaca y Mérida de Yucatán. Había además tres Gobiernos: Tlaxcala, las dos Californias y el Nuevo México. Comenzada la guerra de Independencia, el 22 de octubre de 1814 en Apatzingán se decreta en el artículo 42 que “esta América Mexicana se divide en diecisiete provincias” (de nuevo recordemos la bella provincia mexicana). 

  Y en el subibaja que fue la organización política de México desde la Consumación hasta la Reforma, las divisiones que se daban al territorio nacional se modificaban y adecuaban no a las necesidades, sino al entendimiento que había del territorio nacional, es así que se emiten “Las bases orgánicas de 12 de Junio de 1843”.


BASES DE ORGANIZACIÓN POLÍTICA DE LA REPÚBLICA MEXICANA.

TÍTULO I.

De la nación mexicana, su territorio, forma de gobierno y religión.

4. El territorio de la República se dividirá en departamentos, y éstos en distritos, partidos y municipalidades. Los puntos cuyo gobierno se arregle conforme á la segunda parte del artículo anterior se denominará Territorios.

Pero luego de la Intervención Francesa hubo otro ajuste en términos de organización territorial y así:

MAXIMILIANO, EMPERADOR DE MÉXICO.

A fin de preparar la organización definitiva del Imperio, habiendo oído á Nuestros Consejos de Ministros y de Estado, decretamos el siguiente Estatuto provisional del Imperio Mexicano.

TÍTULO XII.

Ley territorio de la Nación.

 Art. 52. El territorio nacional se divide por ahora, para su administración, en ocho grandes divisiones; en cincuenta departamentos; cada departamento en distritos, y cada distrito en municipalidades. Una ley fija el número de distritos y municipalidades y su respectiva circunscripción.

  En el convulsionado siglo XIX, la división política de México incluyó en algún momento nombres como el Departamento de Istmo, el Estado Interno de Occiente (antes Arizpe, ahora lo conocemos como los estados de Sonora y Sinaloa), los Territorios de Colima, Sierra Gorda, Isla del Carmen, Tehuantepec, Tlaxcala…territorios que fueron integrados a un Estado o que se convirtieron en Estado y aun en el siglo XX habían Territorios, los últimos, Quintana Roo y Baja California Sur fueros elevados a categoría de Estado en 1972.

Fuentes:

O’Gorman, Edmundo. Historia de las divisiones territoriales de México. Editorial Porrúa, México, 1994.

Leyes Constitucionales de México durante el siglo XIX. Oficina Tip. de la Secretaría de Fomento. México, 1901

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada