miércoles, 5 de octubre de 2016

De pintas y letreros con sentido

  No se trata de hacer análisis sociológico ni clínica del comportamiento humano, este es apenas un ligero ejercicio de lo que se expresa en ese llamado arte urbano que va llenando espacios. Regularmente son absurdos, como este que encontré en un vagón del Metro de la Ciudad de México...

  ... dentro del sin sentido hay ejemplos que, al menos, por su técnica, su colorido su equilibrio, llaman la atención, ahora bien, de lo que quieran decir seguramente será un código encriptado que para la mayoría de los viandantes nos es difícil de entender... ¿The Cyz? 

  Y, de pronto, que más bien son contadas las ocasiones, encontramos pintas que no son dibujos absurdos y recurrentes, sino una frase que cala...

  En este caso lo que caló fue un poco (o mucho) de alcohol y la emoción, la leyenda y las ideas que surgen al llegar al mítico Callejón del Beso, aquí la pinta se reduce al consabido "aquí estuvo..."

  Si bien, esto no es una pinta en una pared, sí que lo es en el buró de un hotel en Guanajuato en donde unos entusiasmados turistas dejan su oculta huella de las emociones que el Festival les produjo.

  Aquí alguien que comenta su profundo sentir de la vida...

  Claro es que lo que ahora vemos no es una pinta en sí, es un anuncio que, como si fuera pinta nos deja una clara idea de lo que ocurre en esta vida...

  En el mismo cuarto, del mismo hotel, en el mismo cajón del buró, pero en otra cara, encontramos este intenso mensaje del que te invito a sacar tu propia conclusión...

  Estos conceptos son lo que más me agradan. Claros, breves y contundentes...

Ahora las declaraciones amorosas son en las paredes...

  Digno de reflexión...

  Aquí, al parecer, el alucinado escribiente, nos está diciendo de los rumbos por donde anda y la conclusión a la que ha llegado. Por si te preguntas en dónde vi esto, te digo que en la escalinata de la Basílica en Guanajuato.

  Del noble texcocano Huejotzincatzin.

  Una sintaxis un poco complicada, una metáfora "espejo" me da la impresión. Alarmante que se use el concepto "Clika" en el Bajío.

  Y, claro es, tenemos que recordar a Freddy Mercury con I want to be free.



  Cerramos con algo más reflexivo aun. Lo vi hace algunos años por el rumbo del Metro Tasqueña, en la ciudad de México.

  A manera de encore tenemos este que no está ni en Guanajuato, ni en CDMX, sino en la mismísima Luna, fue la placa, que a manera de pinta dejaron los astronautas del Apolo 11 cuando la luna, dicen, fue conquistada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada