martes, 2 de agosto de 2016

La zona arqueológica de Bonampak, Chiapas

   Tan apartado está Yaxchilán, como lo está Bonampak. Cuando visité por primera vez la región solamente conocí Palenque y las cascadas de Agua Azul, eran los tiempos en que no había tanto transporte como lo hay ahora. El impacto que recibí al caminar, de pronto por senderos oscuros en pleno día, debido a la cantidad de vegetación fue enorme. La segunda vez que visité la zona fue en medio de un diluvio, aun así fui a Palenque a caminar en mitad de aquella tormenta, de agua tibia, fue algo fuera de este mundo. No vi mucho, pero lo disfruté enormemente....

   Luego de un día entero de lluvia fuerte, las nubes pasaron y la selva estaba más húmeda que nunca, tuve la oportunidad de adentrarme aun más, hasta Yaxchilan, en un recorrido fantástico que fue de muchas horas de terracería, luego dos horas en lancha... allá dormí, pasé una de las mejores noches de mi vida. Al día siguiente, mejor dicho, en la madrugada, entré en terror pues comenzó el estruendoso concierto de aullidos de los zaraguatos, parecía iban a atacar el campamento pero, estaban a casi un kilómetro de distancia. Esa vez crucé el Usumacinta y me seguí para Ceibal, Tikal y todo ese rumbo.

   Esta vez, luego de dos décadas vuelvo a Yaxchilán y de regreso a Palenque hacemos una parada en Bonampak. Aunque ya están pavimentados los caminos, el recorrido fue agotador, por un lado el calor llegando a los 40 grados, por el otro la humedad que de seguro andaba en el 80%, agreguemos que el tour comenzó a las 5 de la mañana... pero la oportunidad era única así que a caminar y sudar mucho y quedar atónitos ante el impresionante entorno que hay en la selva Lacandona.

   Si vas a Palenque desde ahí puedes contratar un recorrido que te lleva a los dos lugares, Yaxchilán y Bonampak. Es lo más práctico pues los servicios de transporte son más bien escasos por el rumbo y son montones de rancherías las que haya lo largo del camino así que el recorrido se volverá excesivamente largo. La excursión sale muy temprano de Panlenque, incluye el transporte, desayno y comida, lancha y entradas a las zonas arqueológicas, procura ir bien descansado, es agotador pero verás algo único.



























No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada