sábado, 17 de octubre de 2015

Una brevísima idea de los problemas que aquejaban a la ciudad de México en el siglo XVI

   Sin hacer una búsqueda intensa o una exhaustiva selección, anoche leyendo, mejor dicho hojeando, algunos libros del Cabildo de la ciudad de México, de los primeros años del virreinato, encuentro cuatro actas que son, al azar, una muestra clara de cómo eran las cosas en esos años, las transcribo tal cual aparecen en esa compilación realizada en 1900.

  Iten que por quanto los yndios desta nueva espana generalmente se han dado con grande ezeso al bever bino de castilla con lo qual se enborrachan de hordinario y estando asy cometen grandes e ynormes delitos unos contra otros y con sus madres y hermanas y se matan y hieren que conviene breve rremedio y el que se puede y debe poner es mandar se ponga pena de excomunión a los españoles que bendieren vino a yndios y aunque esta cibdad pidió al arzobispo della que la pusiese y por constarle ser cosa tan necesaria y justa la puso y no hubo efecto porque la rreal abdiencia le fue a la mano. Que se suplique a su magestad sea servido mandar que la dicha excomunión se pueda poner y ponga sin que la rreal audiencia lo ynpida per que ser gran bien para los naturales de esta tierra. (28 de abril de 1562. T-V. p.39 )

  Item que por cuanto como es publico y notorio don femando cortes marques del valle y los demás conquistadores desta nueva españa la ganaron para su magestad y la pusieron debajo de su dominio y corona rreal a su costa dellos y en la conquista murieron muchos y después aca los mas de los que quedaban y muchos dellos tan pobres que no dexaron con que hacerse bien por sus animas y pues hicieron en su rreal servicio cosas tan notables y de que a su magestad se ha seguido tanto acrecentamiento en sus señoríos y tanto aprovechamiento en sus rreales rentas sera justo que se mande hazer bien por las animas de los conquistadores que murieron en la conquista desta tierra y de los que después aca (la ganaron) han fallecido y fallecieron pues el gran servicio que los cuerpos de los tales hicieron merecen este bien por sus animas y en ello su magestad descargara su rreal conciencia y la del enperador nuestro señor de gloriosa memoria questa en el cielo y si esta merced no se concediere para dos misas cada dia se procure que a lo menos sea una. (24 de mayo de 1563 . T-VI. p.121)

  Que la encamisada se hara la víspera de la fiesta del castillo o juego de cañas como su señoría del señor vísorrey mandaré con muchos fuegos en las casas de cabildo como esta hordenado y por todos los barrios y calles de la ciudad aya luminarias publicas y para la encamisada se hordena que cada rregidor saque ocho ombres de a cavallo con ocho hachas que le dara la ciudad y porque de noche en lo que es mascara no lucen las invenciones como de dia se pregonara publicamente mascara para un dia de la misma semana de las fiestas el mas comodo para que cada uno saque laynvencion como quisiere. (p. olvidé anotarlo.)

  Este dia acordo la ciudad que la calle de tlacuba tiene tan mal desaguadero que no se puede pasar en tiempo de aguas a pie ni a caballo y conviene rremedialla y para ello se ordena quel señor guillen brondat obrero mayor de proprios la vesite llevando consigo a francisco millan y a pedro ortis de Uribe y a xristoval carvallo o los que dellos pareciere y pudiere ser ávido tome rrazon de la horden que podra aver para que la dicha calle desagüe como se pretende y por las partes y lugares que podra desaguar y en que forma podrá quedar mas permanente el dicho desagüe y visto que lo aya de noticia al señor corregidor para que se de villete aunque sea cabildo extraordinario para tratar dello y acaballo. (24 de junio de 1600, T. XIV. p.126)

  Este dia guillen brondate dixo que el es obrero mayor de Propioa y entre otras obras que de presente se esta hagiendo es el enpredrado de la Calle de tlacuba el qual a pretendido se aCabasae para el dia del Corpus Xripsti para que pudiesse Passar la prosecion del dia del Corpus Xripsti y esto no a podido en ninguna manera Conseguirlo Respeto de que a los empedradores lea ynPiden el enpedrado Con decir que no quieren Quenpiedren su pertenencia los Regidores que tienen cassas en la dicha calle y atemorissandolos si lo hacen y demás desto se abren cada dia y se an abierto las datas de aguas de los Vecinos de alli Particularmente los que tienen sus cassas frontero de la portería de santa Clara y la Pila questa a la esquina de matia bazquez Rebienta Por aRiva de tal manera que tiene la calle anegada y no se puede por ella paesar a pie ny a Caballo y a de aver ynpusible la dicha procecion el dicho dia de Corpus criste si desde luego no es Remedia Con mandar quitar el agua absolutamente de toda esta calle Por estos Veynte dias Y echar la gente de la sissa Y obras de agua Para que enjugue la que a bertido en esta calle da noticia a esta ciudad para que lo Remedie Con cuydado atento a quel no es parte Por no ser como no es a su cargo las obras del agua y por ser tan nesessario Pide y suplica se probea luego de Remedio Y donde no protesta no se le pueda culpar en esto y para su desCargo se le de Por testimonio. (1° de junio de 1601, T. XIV. p.263)

Fuente:

Actas de Cabildo. Imprenta de Aguilar e Hijos. México, 1900

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada