lunes, 12 de diciembre de 2016

Una breve y gráfica agenda social del Señor Presidente, General Don Porfirio Díaz

  Nunca me había topado con el Porfiriato tan de frente. Fue fantástico, extraordinario, apenas una hora que me bastó para saborear lo que fueron años de prosperidad para unos, de opresión para otros, y, para los encumbrados, tiempos de una abundante vida social que, cuando estaba la presencia del Señor Presidente de la República, el General Don Porfirio Díaz, la cosa tomaba un nivel aun superior. El auténtico "viaje" que acabo de vivir al ir hojeando uno de los álbumes de uno de los personajes indispensables en todo evento de la época, Ramón Alcázar, banquero, minero, hacendado de Guanajuato, fue invitado y seguramente estuvo presente. 

Es de este modo que nos introducimos a una buena cantidad de eventos, todos sociales o, sociales con un tinte político (o viceversa) en el que la sola mención del "Señor Presidente" nos decía la importancia y la estricta etiqueta que se llevaría como en este caso un Banquete, ofrecido en Guadalajara, el 1° de Diciembre de 1896, en el que se establecía la necesidad de informar al comité organizador la debida asistencia.

  Ocurrió que, para entonces, se pondrían en servicio algunos tramos de vías férreas, cosa importantísima en la época, por lo cual los eventos eran de suma importancia, como la  Inauguración de un tramo del ferrocarril de Guadalajara el 6 de Diciembre de 1896.

  Siendo tal inauguración de la debida importancia y con la presencia del Señor Presidente, se ofreció una Comida en Ameca, Jalisco, el día 6 de Diciembre de 1896.

   La etiqueta de los últimos años del siglo XIX marcaba que para todo gran evento, si realmente lo era, se ofrecía un Baile, cosa que ocurrió en Guadalajara el 7 de Diciembre de 1896.

  Antes, como ahora, las fiestas de Navidad y Año Nuevo se realizaban en el entorno familiar, pasados unos días se ofrecían  Bailes, como este ocurrido en la Ciudad de México el 16 de Enero de 1897


   La excusa era el Año Nuevo, y se sucedían uno a otro, como es el caso en que la Familia Escandón ofrece un Baile a la primera dama, Doña Carmen Romero Rubio de Díaz, en la ciudad de México el 6 de Febrero de 1897.

  Si algo caracterizó el gobierno de don Porfirio Díaz, el Señor Presidente, fue la continua Inauguración de nuevos servicios e instituciones, México entraba así a la modernidad, como ocurrió en la ciudad de México el 10 de Noviembre de 1897, cuando fue la inauguración de la nueva Cigarrera Mexicana.

  Manteniendo la etiqueta que, en el caso de las invitaciones se establecía, el de invitar a un evento, en este caso 12 días de anticipación, corrió la invitación al baile que Tomás Braniff ofrecía en su residencia al Señor General Don Porfirio Díaz... recordamos que esa casa es de las pocas que sobrevive en el Paseo de la Reforma, una cuadra al poniente del monumento a la Independencia.

  Esa vida de boato para algunos, incluía en su agenda eventos culturales, como este Concierto, en el que asistió el General Don Porfirio Díaz en la ciudad de México el 24 de Septiembre de 1898, convocado por la 5° Demarcación de la ciudad.


  Una Inauguración más en la que estuvo presente Don Porfirio Díaz, fue en la Compañía de Ferrocarriles del Distrito Federal, el 15 de Enero de 1900.

   Las obras del desagüe fueron preocupación desde tiempos virreinales, esta vez sería, finalmente la Inauguración, luego de varios siglos de trabajo, el 17 de Marzo de 1900.

  El que Don Porfirio Díaz asistiera a un evento, en este caso un almuerzo en el Jockey Club no era cualquier cosa, se mandaba notificar a todos los invitados para que estuvieran presentes y, sobre todo, con puntualidad.

  Y el boato de la época incluía las obras de beneficencia, como la Inauguración del Montepío Luz Saviñón en la ciudad de México el 1° de Agosto de 1902.

  El Señor Presidente honraba con su presencia en una Velada ocurrida en la ciudad de México el 19 de Noviembre de 1904.




  Las obras públicas como, las del Hospital General, eran grandes acontecimientos sociales y, sobre todo, políticos, así la Inauguración el 5 de Febrero de 1905, ocurrida en la ciudad de México.


 También la Inauguración del Rastro de la ciudad de México contó con la presencia del Presidente de la República el 25 de Febrero de 1905

 El Hospicio de Niños fue inaugurado el 17 de Septiembre de 1905.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada